Foto tomada de la cuenta de Twitter @DraBonome

Reducción de senos, el primer paso al éxito de Simona Halep

El físico de Simona Halep parecía vincularla a ese grupo de tenistas bien parecidas que acaparan más titulares por sus fotografías en traje de baño que por su juego; sin embargo, una decisión llevó a la rumana a dar el primer paso para lo que hoy es su consolidación como raqueta de élite.

Otrora número uno del mundo, Halep se coronó este sábado en Wimbledon, sumando su segundo Grand Slam y el primero en la Catedral del Tenis.

Pero su salto de calidad no solamente se ata a lo que, como todo atleta de alto nivel, pueda mejorar con el pasar de los días; también se vio en la obligación de pasar por el quirófano para tratar una zona de su cuerpo que jugaba en su contra.

El antes y después

Con 18 años, la rumana ya daba sus primeros pasos en el profesional. En su periplo junior se había hecho sentir, pero el éxito en categoría menor no es sinónimo de triunfos cuando toca medirse a los principales exponentes del planeta.

Halep sabía que contaba con las herramientas para sobresalir; no obstante, su pecho le impedía desenvolverse de mejor forma en la pista.

Su talla era mucho más grande de lo normal para una chica de 1.68 metros y 60 kilos, situación que generaba inconvenientes en su manera de desarrollarse en el deporte blanco, limitando sus impactos y convirtiéndose en un peso despreciable al momento de correr.

En 2009 tomó la decisión y se sometió a una operación para reducir su busto, el cual pasó de los 95 centímetros a 75.

Embed from Getty Images

En ascenso

La intervención fue un éxito médico y también deportivo. Eso lo agradece la rumana desde el día que volvió a jugar, donde notó mayor libertad y menos peso, algo que se tradujo rápidamente en victorias.

Un año después se metió entre las 100 mejores tenistas de la WTA, en un recorrido que la llevó en 2018 a subir a lo más alto de la clasificación entre las damas, misma temporada en la que alcanzó su primer Major, en Roland Garros.

Hoy en día no hay quien ponga en duda su talento, tanto como su capacidad de decisión. Así como sabe elegir entre tantas opciones cuando está en la cancha, haberse decantado por ir al quirófano en 2009 resultó ser el punto de partida para lo que es hoy.

Embed from Getty Images

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *