¿Puerta cerrada? Catar prohibiría la entrada a israelíes en el Mundial

A tan solo dos años para la cita más importante del fútbol, Catar se prepara para recibir a 32 selecciones -que se disputarán la Copa del Mundo– y un sinfín de fanáticos de diferentes naciones. Sin embargo, diferencias políticas parece eclipsar el esplendor del encuentro.

Desde hace tres días comenzó a correr el rumor de que Catar podría prohibir la entrada a ciudadanos israelíes que deseen asistir al Mundial 2022. Pese a que se desconoce quién hizo la denuncia, la información cobra fuerza con el silencio de la FIFA y líderes políticos.

En blanco

Ante las reacciones que ha generado la misma, la consultora británica Cornerstone Global Associates, emitió un informe en el que asegura que “prohibir a los fanáticos basados ​​en una nacionalidad es una clara violación del Código de Ética de la FIFA”.

Por su parte, el medio de comunicación israelí Jerusalem Post informó que “el sitio web oficial de Catar no enumera a Israel como un país donde se pueden solicitar visas, y mucho menos la entrada sin visa”.

Embed from Getty Images

Terrorismo

En 2018, la legisladora israelí Nava Boker solicitó mediante una carta a la FIFA que anulara a Catar como sede de la copa del mundo debido a que la nación asiática apoya a “organizaciones terroristas” como el Movimiento de Resistencia Islámica de Palestina (HAMAS) y el Movimiento de Resistencia Islámica de El Líbano (Hezbolá), según informó el diario árabe Al-Araby al-Jadeed (con sede en Londres).

Asimismo, se teme que los ciudadanos egipcios corran la misma suerte pues el CEO de Qatar Airways, Akbar Al Baker, informó el pasado mes de mayo que Catar no otorgaría visas a “sus enemigos”, haciendo referencia a Egipto, alega el informe de Cornerstone Global Associates.

Hasta ahora ninguno de los señalamientos ha sido confirmado por una fuente oficial vinculada a Catar; sin embargo, es lamentable que el deporte se vea empañado por viejos enemigos políticos, casos que no deberían tener espacio en las disciplinas.

Embed from Getty Images

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *